Share, , Google Plus, Pinterest,

Print

Posted in:

3 escenas míticas del cine que fueron improvisadas

Los mejores 'jam session' existentes en el séptimo arte

En ocasiones, la espontaneidad de los actores pueden ser su mejor elemento a la hora de obtener un buen guion y generar un momento épico que perdure por generaciones.

Convertido el set de rodaje en un espacio de lluvia de ideas indeliberado, intérpretes como Robert De Niro, Julia Roberts y Richard Gere, Robert Downet Jr, entre otros, demostraron su capacidad para salirse de los lineamientos de sus personajes e improvisar frases, gestos y actitudes que, sin aparecer previamente en el guion, terminaron incorporándose al montaje final de la película. Un espejo, un detonador, la letra de una de las canciones más icónicas del cine musical, un combate entre un espadachín hasta un ‘Soy tu Padre’, pueden convertirse en telón de fondo para desatar el instinto actoral y hacer visible el arte de la improvisación.

Hoy damos un repaso a algunas de las escenas que fueron improvisadas por los actores y nos hicieron vivir un momento único en el cine.

1-  LA FRASE DE LEONARDO DICAPRIO “SOY EL REY DEL MUNDO” EN ‘TITANIC’

¿Recuerdas a Leonardo DiCaprio gritando emocionado «Soy el rey del mundo» en Titanic?

Parece que un momento tan icónico de la oscarizada película de James Cameron habría sido premeditado. Pero nada más lejos de la realidad. La inolvidable frase, que probablemente hayas pronunciado en alguna ocasión, se le ocurrió a Cameron durante el rodaje de la escena. Como se recoge en el documental de la BBC, Movies That Made Me, después de varias tomas fallidas, al realizador le vino la inspiración cuando estaba subido a una de las grúas del set, y enseguida supo que la forma perfecta para terminar la escena era que Jack Dawson (DiCaprio) gritara a los cuatro vientos «Soy el rey del mundo«. Dicho y hecho. Aunque DiCaprio no estaba muy convencido de que fuera una buena idea. Está claro que Cameron estaba en lo cierto, y la escena permanecerá en la retina de millones de espectadores para siempre.

2- LA BROMA DE RICHARD GERE Y LA RISA DE JULIA ROBERTS EN ‘PRETTY WOMAN

En el rodaje de Pretty Woman, la química entre sus protagonistas, Julia Roberts y Richard Gere, traspasó la pantalla y durante el rodaje ambos congeniaron a la perfección. Su ‘feeling‘ era tal, que Gere quisó jugarle una broma a su compañera durante una de las escenas de la cinta. Esa escena en la que su personaje, el multimillonario Edward Lewis, le entrega a Vivian (Roberts) una caja con un collar de diamantes. Para dar un toque más original a ese momento, Richard Gere decidió cerrar la cajita cuando Julia Roberts iba a meter su mano para sacar la joya. Esto provocó que la actriz soltara una carcajada tan natural, que el director Garry Marshall decidió no eliminarla del metraje.

3- LA ESCENA DE “¿HABLAS CONMIGO? DE ‘TAXI DRIVER

La escena de Taxi Driver de «¿Hablas conmigo? ¿Me lo dices a mí?» ha sido parodiada en multitud de ocasiones por todo tipo de actores, cómicos y personas en pleno estado de gracia. Todos debemos darle las gracias a Robert De Niro, que fue al que se le ocurrió la famosa frase. Según declaró el guionista Paul Schrader en una proyección especial de la película, él solo había dado una vaga descripción de la situación. El resto del mérito es de la genialidad del actor.

«El guion decía que mira al espejo y juega a ser un cowboy, saca su arma, habla consigo mismo. Así que Bob (DeNiro) me llamó y me preguntó qué decía. Yo le dije ‘Actúa como si fueras un niño y tuvieras esta pequeña pistola’. Él partió de ahí», desveló Schrader. Lo curioso es que el actor preparó la escena, un momento muy importante del filme, ya que es donde descubrimos el verdadero lado del protagonista, con fuentes de inspiración muy diferentes. Bruce Springsteen y su modo de hablar a su público fue una de ellas.